En 2019, las cifras de viviendas iniciadas y concluidas fueron las más altas de los últimos cinco años. La primera duplicó con creces el número de 2015 (3.030 contra 1.402) y la segunda aumentó un 72,4 % (1.864 frente a 1.081). Además, la inmensa mayoría fueron libres.

No hay duda, por tanto, de que 2019 fue un año positivo para el sector. Pero los responsables de las empresas constructoras creen que las perspectivas de cara a este ejercicio no son tan optimistas. Iñaki Ecay, director gerente de Ecay Construcciones, considera “lógico” que “tras el repunte venga un periodo más bajo”. Considera que “el marcaje del mercado de la vivienda que hace lo público no soluciona los problemas del sector ni del ciudadano medio que quiere acceder a su primera vivienda”.

En cuanto a las actuales tendencias constructivas, todos coinciden en el auge de los sistemas que minimizan el consumo energético.  El director general de Construcciones Ecay también confirma que el futuro “va por ahí” y aboga “por el método y la educación constructiva”.

Imagen de portada. David Muñiz
VER ARTÍCULO COMPLETO