Ecay Construcciones está ejecutando el que será el séptimo centro de producción de Florette en España. Situado en Tortosa (Tarragona), su construcción implica una inversión de 13 millones de euros en una parcela de 64.000 metros cuadrados. Supondrá la creación de 200 puestos de trabajo directos, una excelente noticia en plena crisis económica consecuencia de la pandemia. Ecay Construcciones ha iniciado ya los trabajos de movimiento de tierras en un proyecto cuya característica principal es la sostenibilidad, alineándose así con uno de los ejes estratégicos de Florette.

La sostenibilidad y la responsabilidad social; ejes del proyecto y parte de la esencia de Ecay Construcciones
La adjudicación para Ecay Construcciones de esta obra supone, además de un orgullo y un reto para responder a la confianza depositada por Florette, una alineación con la sostenibilidad y la responsabilidad social. Para la constructora navarra, estos aspectos son un eje de la actividad y forman parte de su esencia. De hecho la empresa se convirtió hace unos años en la primera pyme española en conseguir el certificado IQNet SR10; un compromiso activo como parte integral de su estrategia y actividades, que asegura un comportamiento transparente y ético que contribuya al avance económico y social.

Un centro sostenible exige una ejecución sostenible
En el nuevo centro de producción desde Florette se subraya que la sostenibilidad “jugará un papel fundamental” ya que “trabajará con energías renovables, con un modelo de recuperación de agua y con eficiencia energética basada en el autoconsumo”. Además, se basará en el concepto de industria 4.0 y se enfocará “en una mayor eficiencia de los recursos y de adaptación a las demandas”. Para alinearse con este planteamiento y fiel a sus principios, Ecay Construcciones desarrollará toda la cadena de construcción bajo estrictos criterios de arquitectura eficiente, cuidado medioambiental y sostenibilidad, prestando especial atención a criterios de economía de cercanía.

Medidas de reducción de impacto ambiental
El centro de producción de Florette se sitúa en un enclave privilegiado en los municipios de Tortosa y L´Aldea por lo que es especialmente importante minimizar el efecto de la emisión de gases vinculados al transporte así como la generación de residuos. Ecay Construcciones ha realizado una exhaustiva planificación de medidas de reducción de impacto ambiental como por ejemplo, optimizar los transportes a la zona para reducir la emisión de gases contaminantes o minimizar y gestionar los residuos de forma sostenible en una parcela anexa para asegurar su reutilización y reciclaje. Este plan ya lo viene desarrollando Ecay Construcciones en todas sus ejecuciones. La gestión responsable del agua será una constante en el desarrollo de obra así como un tratamiento de las aguas residuales previo antes de su envío a la red general.

Las alternativas durante toda la ejecución priorizarán recursos que ofrezcan mayores ventajas medioambientales como por ejemplo la utilización de plataformas elevadoras eléctricas.

Medidas de economía de cercanía
El compromiso social es otro de los aspectos importantes del propio centro. A la dinamización económica que supone para la comarca de Tortosa su puesta en marcha con la creación de empleo directo e indirecto, se une Ecay Construcciones desde el inicio. En la ejecución se contratará al mayor número posible de proveedores, subcontratas e industriales  de la zona, implementando criterios de economía circular y de cercanía con el entorno, en un esfuerzo continuo por revertir la inversión en su área de influencia y ofreciendo una conexión con el entorno a largo plazo.

SABER MÁS DE FLORETTE
CONOCE EL COMPROMISO FLORETTE